Retratos, bodas y artes escénicas

 

¡Hay ciertos momentos en la vida que merecen ser recordados!

El retrato fotográfico es la mejor manera de captar el instante mediante un recuerdo bello, sensible y elegante. Ya sea en familia, en pareja o con uno mismo… 

Lo importante es dejarse llevar por el momento y disfrutar. El retrato es un género que a mi me apasiona especialmente. Me gusta las sinergias que se crean durante la sesión fotográfica entre retratado y fotógrafo, entre la persona y el entorno…

El gusto por el detalle, la luz, la atmosfera y la localización son las premisas que guian mi trabajo.

 

La boda es un día lleno de emociones, de gestos, anécdotas, de complicidades y de miradas…

Y también de nervios. La fotografía de bodas es el recuerdo físico de uno de los días más especiales de nuestras vidas.

Un día por el que hemos trabajado mucho y que hemos planificado el más mínimo detalle. La intención del fotógrafo de bodas es transmitir un relato mediante la fotografía de retratos y la fotografía documental y crear, con sensibilidad, un recuerdo elegante del gran día…